string(64) "Smarty error: unable to read resource: "globalcontent:IA_header"" string(64) "Smarty error: unable to read resource: "globalcontent:IA_header""
jun 26, 2009


Plásticos orgánicos para envasado

El cuidado del medioambiente es un concepto que está arraigando en todas las sociedades. En ese contexto, la sustentabilidad de los envases es una demanda cada vez más frecuente entre los consumidores.

Además de los avances en cuanto a reciclado y la reutilización, es notable la investigación que se está haciendo sobre la posibilidad de fabricar envases biodegradables.

Hoy en día los envases creados a partir de materias primas biodegradables ofrecen prácticamente las mismas cualidades de conservación y resistencia que los creados a partir de petróleo.

Las bolsas biodegradables

El campo que actualmente más se está debatiendo es el de las bolsas plásticas y su reemplazo por otras que se desintegren más rápidamente y sean más amigables con el medioambiente. Esto está generando políticas y polémicas en varios países de Latinoamérica y el resto del mundo.

Por ejemplo, las bolsas oxi-biodegradables son producidas con materias primas que incorporan sales que las hacen oxidables y almidones para que sean susceptibles de ser degradadas por las bacterias.

Pero el plástico degradable también puede utilizarse para crear envases semi-rígidos que pueden ser fabricados a partir de plásticos reciclados, y pueden reutilizarse mientras no comiencen a degradar, o destinados al compostaje después de ser descartados. Estos envases no emiten Metano en su degradación.

Maíz para crear plástico

Otra tendencia es utilizar el maíz para la creación de plásticos degrabables. Gracias al almidón, un polímero natural presente en gran cantidad en el maíz, y un proceso especial, se puede crea un plástico llamado ácido poliláctico (PLA), que posee una estructura con la facultad de ser destruida. El aprovechamiento es importante: de cada 2,5 kilos de maíz se obtiene 1 kilo de plástico. Los restos pueden ser dados como alimento a los animales.

Algo similar ocurre con el material para embalaje totalmente biodegradable, fabricado a partir de residuos agrícolas que, además maíz, acuden a la cáscara de arroz y a las raíces de champiñón. Esto lo lleva adelante la empresa neoyorquina Ecovative.

El proceso de fabricación de este plástico –que se estima que empezará a fabricarse a fin de año- no precisa disolventes, ni maquinaria y procesos de gestión costosos. Además, consume la décima parte de energía que los métodos de fabricación de otros materiales plásticos.

Para agregarle conciencia ecológica, esta empresa proyecta utilizar sólo residuos agrícolas locales como materia prima, con el fin de minimizar el impacto medioambiental de su transporte.

Por su parte, Elbet Servicios Comerciales, una empresa de Barcelona anunció también que comercializará bandejas, film y otros materiales destinados al embalaje alimentario, que serán fabricados a partir de subproductos como caña de azúcar o reciclando plumas de los deshechos avícolas.

Tomado de: www.packaging.enfasis.com/notas/12768-Plásticos-orgánicos-para-envasado

Foto: www.viviendosanos.com




 


Última Edición

Suscríbete al boletín electrónico y descarga el documento

* campos requeridos